Dubai: es muy serio


El tema es muy relevante, global y puede afectar realmente la recuperación y la credibilidad del sistema mundial, nuestros ahorros y el futuro. No quiero ser apocalíptico. Nunca lo he pretendido y siempre he defendido el optimismo, pero como decía ayer, los excesos de euforia gratuitos son muy peligrosos y pueden afectar las sanas recuperaciones.

El mundo no está arreglado. Hay mucha deuda y mucha desconfianza. Hoy estamos en deflación, signos y señales de que hemos tocado fondo y otras previsiones alegres, pero cualquier día nos podemos despetar con un repunte inflacionario y una subida inesperada de los tipos de interés. Uno de los peligros más pertinentes procede de la deuda soberana. Y esto es como el dominó. Puede caer un país, y luego otro y más tarde otro.

La deuda que emiten los países no anda por ahí sonriendo. Está en manos de personas físicas y jurídicas. Sobre todo, bancos. Cuando un país, como ocurre con el holding Dubai World (lo mismo que decir Dubai a secas, pero queda más fino), pide aplazar el pago de su deuda, es que la alarma amarilla vuelve a cambiar de color: toca el naranja. Las cifras sobre la deuda de Dubai no son fácilmente cuantificables. Según informan diversas fuentes, la deuda de Dubai World podría ser de entre 22.000 millones de dólares a 59.000 millones y la del país 80.000 millones. Empezamos a saber cuántos bancos están atrapados.

¿Y después de Dubai? Estaremos atentos a la evolución de los diferenciales de los bonos a 10 años de todos los países respecto a Alemania, que sigue siendo nuestra referencia. Ni siquiera los europeos (Grecia está 200 puntos por encima) pueden estar tranquilos.

Se me olvidaba: suerte que hoy es Día de Acción de Gracias en Estados Unidos y no abren los mercados.

Fuente: Blogs Expansión

El gran holding de lujo estatal Dubai World pide aplazar su deuda durante seis meses

LONDRES, 26 (EUROPA PRESS)

Dubai sorprendió hoy a los inversores solicitando un aplazamiento de seis meses para Dubai World, el ‘holding’ estatal que ha desarrollado algunos de los proyectos inmobiliarios más extravagantes del mundo.

Según explica el diario ‘Financial Times’, planea el fantasma de un fallo en el ‘hub’ comercial de Oriente Próximo justo cuando se han producido los primeros síntomas de recuperación económica. Dubai aprovechó la época anterior a la crisis para generar un crecimiento espectacular gracias a la facilidad del crédito, por lo que se vio severamente afectada por la crisis financiera.

El movimiento de Dubai ha indignado a numerosos inversores que durante meses habían sido informados por el Gobierno de que la ciudad podría cumplir todos sus requerimientos de deuda bruta, que asciende a 80.000 millones de dólares, a pesar de la recesión y de la crisis inmobiliaria.

Dos horas después de anunciar que había obtenido 5.000 millones de dólares de dos bancos de Abu Dhabi, el departamento de Finanzas del país solicitó una moratoria hasta el próximo 30 de mayo para la financiación de la muy endeudada Dubai World y su problemática unidad de propiedades, Nakheel, que debe devolver 4.000 millones de dólares en bonos islámicos el próximo 14 de diciembre.

Dubai también lanzó una reestructuración del ‘holding’ estatal que supervisa el operador portuario DP Woeld, la compañía con sede en Reino Unido P&O Ferries y la firma de inversión Istithmar. Nakheel, sociedad que está detrás del proyecto de las islas artificiales, con propietarios tan célebres como David Beckham, ha tenido que despedir a cientos de trabajadores y a cesar su actividad con constructores debido a que los precios locales de las propiedades se han reducido a la mitad y a la sequía crediticia.

Símbolo de los excesos del país durante el periodo, la compañía estatal tuvo que cancelar el proyecto para la construcción de la torre más alta del mundo y de las islas artificiales de lujo debido al colapso del flujo de caja para su desarrollo.

“Esto destrozará la confianza de los inversores en Dubai; el proceso ha sido muy opaco e injusto para los inversores”, destacó el economista de Dubai’s Gulf Research Centre, Eckart Woertz.


Fuente: Cotizalia

Publicado el noviembre 26, 2009 en Crisis económica mundial y etiquetado en , , , , , . Guarda el enlace permanente. 5 comentarios.

  1. La economía se hunde, ya lo han pronosticado muchas veces, y se está cumpliendo. Estamos viviendo la caída de los imperios pero veremos el resurgir de las personas y los pueblos.
    Que no quepa duda de que la economía está herida de muerte, y que estamos asistiendo a sus últimos estertores. Vendrán tiempos tormentosos. Deberemos estar preparados.
    Saludos.

  2. mmmmmm…..hace unos meses estaba seguro de esto pero ahora empiezo a dudar. Paso a enumerar dudas:

    1) Que paso con la caida total de USA en septiembre cuando empezaba el año fiscal?
    2) y el default de california? Hace mas 7 meses habian dicho que no podía mantenerce en pie y sigue ahí.
    3) Los pronosticos apocalipticos de diferentes economistas que aseguraban que en septiembre era el fin de la economia conocida?
    4) La eliminación y perdida del dolar como moneda de transacción mundial?

    TODO esto lo asegurana 100% hace 3 meses!!!

    Quiero respuestas!

  3. Acerca de la caida de USA y del dolar, esto se esta dando un poco mas lento de lo que previamos pero se esta dando, acorde a lo que nos comentan diferentes investigadores en la pasada reunion del G-20, la elite no logro convencer a China y a Rusia para echar abajo al dolar y persuadirlos de que cambiaran de moneda en sus transacciones, pero seguiran intentadolo y creemos que acabaran de convencer a China de una u otra manera, lo que si acordaron en el G-20 segun Estulin es la reduccion de la poblacion y ahi tienes la mutacion de la influenza AH1N1, ataque biologico denunciado por un agente de la mossad y posteriormente detenido por elementos de USA. La economia en estos momentos depende de las decisiones de la China comunista con practicas antihumanas conocidas, lamentablemente a quien George Soros de los Bilderberg ha invitado formalmente a liderear el nuevo orden mundial con un gobierno mundial.

  4. Dubai desata el pánico: Estallan los mercados y hay huida masiva hacia el dólar

    IAR Noticias
    27/11/09

    Los grandes especuladores financieros internacionales (los “jugadores bursátiles”) se desprendían aceleradamente de acciones de “riesgo” el viernes y -siguiendo la tendencia del jueves- se refugiaban en el dólar estadounidense, temiendo que una moratoria en la deuda de Dubai desatara una nueva versión de la crisis subprime en EEUU.

    Dubai, uno de los siete emiratos que integran los Emiratos Arabes Unidos, que en los últimos años vivió una explosiva “burbuja” financiera con la especulación inmobiliaria, sacudió el jueves y el viernes a los mercados mundiales al anunciar que su constructora y empresa portuaria de cabecera, Dubai World, no podrá pagar su deuda de US$ 60.000 millones.

    La noticia tumbó por efecto dominó a las bolsas mundiales, desde Asia, Europa hasta América Latina, y la “ola vendedora” de acciones afectó a los mercados de divisas y metales que venían siendo objeto de especulación por la tendencia bajista del dólar.

    Las acciones en Wall Street cerraron en negativo el viernes tras una sesión con un bajo volumen de negocios, después que los especuladores se desprendieran de varias acciones, incluidas Caterpillar, Bank of America y Alcoa, debido a los temores sobre el un posible efecto dominó de la crisis en Dubai.

    La sesión del viernes concluyó tres horas antes de lo habitual luego que el mercado permaneciera cerrado el jueves por el feriado del Día de Acción de Gracias.

    El Promedio Industrial Dow Jones bajó 154 puntos, o el 1,48%, a 10309,92, tras llegar a caer más temprano a 10231.

    El descenso del viernes fue el mayor desde el 30 de octubre pasado y se produce luego que el índice cerrara el miércoles en un máximo de 13 meses.

    Las bolsas de Asia se derrumbaron el viernes debido a la onda expansiva provocada por la crisis de deuda en Dubai, que debilitó las acciones de bancos y empujó al yen a un nuevo máximo de 14 años contra el dólar, en momentos en que los inversores se alejaban de operaciones riesgosas.

    En Tokio, cayó el Nikkei. En Seúl, se desplomó el Kospi. En Shanghai, se precipitó el índice general. El mercado bursátil de Hong Kong cerró con un descenso del 4,84 %. La Bolsa de Valores de Bangkok cedió 5,36 puntos. Las plazas financieras de Kuala Lumpur y de Singapur permanecieron cerradas por la fiesta del sacrificio del cordero. Y el indicador de valores tecnológicos Kosdaq se hundió un 4,67 %.

    Las acciones europeas continuaban las pérdidas de la sesión previa en la apertura del viernes, debido a que las preocupaciones sobre los problemas de deuda en Dubai seguían mermando el interés de los especuladores por los “activos de riesgo”.

    A las 0806 GMT, el índice FTS Eurofirst 300 de los principales valores europeos perdía un 1,4 por ciento a 974,94 puntos, tras haber caído un 3,3 por ciento el jueves, su mayor pérdida en un día desde hace 7 meses.

    Las acciones de los megabancos estadounidenses cayeron el viernes. Citigroup descendió un 2,6%, Bank of America un 3%, Goldman Sachs un 2,8% y JPMorgan un 2%.

    Sin embargo, los descensos más pronunciados se observaron en los ADS de bancos europeos. Lloyds bajó 49 centavos, o el 7,9%, a US$5,71, Royal Bank of Scotland descendió 55 centavos, o el 4,6%, a US$11,48 y HSBC Holdings cayó US$3,61, o el 5,8%, a US$58,46.

    Los especialistas estiman que el colapso no fue mayor porque el jueves la bolsa de Wall Street estuvo cerrada por la fiesta del Día de Acción de Gracias, pero en esta jornada -presagian- podemos vivir un “viernes negro” comparable a los que se vivieron durante las quiebras bancarias del año pasado.

    El efecto Dubai

    Las consecuencias de la crisis deudora de Dubai repercutieron el viernes en todo el mundo, generando temores de otra ola de agitación financiera y demostrando lo vulnerable que sigue siendo la economía mundial pese a los incipientes indicios de recuperación.

    La crisis comenzó el miércoles cuando Dubai, parte de los Emiratos Árabes Unidos (EAU), dijo que pediría a los acreedores de la estatal Dubai World y de su principal subsidiaria Nakheel [NAKHD.UL] que suspendieran los pagos de miles de millones de dólares en deudas como primera medida para una reestructuración.

    Nakheel es la inmobiliaria de las tres islas con forma de palmera que han seducido tanto a famosos y magnates y convirtiéndose en un imán para los megagrupos especuladores del capitalismo financiero que operan a nivel global. .

    Los temores de un incumplimiento en el pago de la deuda por parte del conglomerado estatal Dubai World golpearon el jueves y el viernes a los mercados de acciones en Asia, Europa y América latina.

    La firma, que tiene pasivos totales de US$60.000 millones, solicitó un aplazamiento de seis meses para sus obligaciones crediticias en medio de los problemas de sus filiales de inversión y bienes raíces Nakheel e Istithmar World.

    La conmoción y el pánico provocaron ventas de acciones de bancos, constructoras y empresas con intereses en Oriente Medio y múltiples especulaciones sobre las entidades financieras que se verán afectadas en Europa.

    Luego se difundió que un buen número de poderosos bancos ingleses habían efectuado préstamos a Emiratos Arabes, que la propia bolsa de Dubai es el principal accionista de la Bolsa de Londres (London Stock Exchange), de manera que las acciones de esta entidad y de la mayoría de los bancos europeos han sufrido recortes.

    Las acciones, desde Asia hasta las principales plazas financieras de Europa y América Latina, se vieron afectadas por el temor a la exposición de los prestamistas a las firmas de Dubai que construyeron islas en el Golfo Pérsico, planearon ciudades desde Pakistán a Africa y diseñaron el centro financiero de la mayor región exportadora de petróleo, en una nueva versión de “economía de papel” cuyo apalancamiento financiero acaba de estallar.

    Los últimos años, Dubai se ha desarrollado en gran manera con la esperanza de ser una meca del turismo mundial adinerado y una metrópoli cosmopolita en el Medio Oriente.

    En ese proceso, empero, las empresas respaldadas por el estado han acumulado una deuda de US$ 80.000 millones , por lo que los emiratos quizá necesiten ahora otro plan de rescate de su vecino Abu Dhabi, la capital de los Emiratos Arabes Unidos.

    “Este es un importante recordatorio de que la crisis crediticia está olvidada, pero no desaparecida”, dijo en una nota Robert Rennie, estratega de Westpac Global Markets Group citado por Reuters.

    Los bancos asiáticos, como sus pares europeos, se apuraron a distanciarse de Dubai, un emirato desértico que emergió desde la oscuridad para invertir en prestamistas globales como Standard Chartered y atrajo asesores de fondos con la promesa de un estilo de vida “libre de impuestos”.

    Dubai World, el megagrupo financiero que está detrás de la “acelerada expansión” del emirato, tenía pasivos por US$ 59.000 millones hasta agosto, la mayor parte de la deuda total de Dubai, que alcanza los US$ 80.000 millones.

    La noticia puso en pánico a los mercados que ya fantasean con una remake del colapso de la “burbuja” inmobiliaria estadounidense que hizo estallar el sistema financiero global en el 2008.

    “El botón de pánico fue accionado nuevamente”, dijo Francis Lun, asesor general de Fulbright Securities en Hong Kong citado por Reuters.

    El derrumbe de la deuda de Dubai deriva de una “burbuja inmobiliaria” (similar a la subprime en USA) que implosionó tras el fracaso de convertir los faraónicos emprendimientos (realizados con créditos a altos intereses) en un negocio rentable con el turismo en alta escala para extranjeros.

    El fracaso del proyecto inmobiliario para convertir a Dubai en un centro hegemónico regional de actividades turísticas que irían desde la hotelería, centros de espectáculo y actividades recreativas hasta las operaciones de transporte, hizo estallar finalmente la “burbuja” y desató la crisis, cuyos resultantes todavía no están claros.

    Huida hacia el dólar

    La realidad siempre supera a la ficción: La crisis financiera en Dubai y su impacto en los mercados financieros demostró nuevamente (tal como lo viene sosteniendo y demostrando en sus informes IAR Noticias) que el dólar USA es el refugio del capitalismo trasnacional (estatal y privado) en épocas de cataclismos.

    Tras el colapso en Dubai, los especuladores internacionales en alta escala se refugiaron en el dólar en Europa en medio de temores que pueden convertir esta conducta en tendencia generalizada a nivel mundial, según The Wall Street Journal.

    Debido a esta acción el dólar se recuperó en las operaciones europeas el jueves, luego de registrar caídas significativas en Asia, donde alcanzó un mínimo de 14 años contra el yen y obligó a varios gobiernos a intervenir para frenar su descenso.

    El jueves en Londres, el euro se ubicaba a US$1,5071, luego de haber llegado a un máximo de US$1,5142 durante la jornada de negociación de Asia. El dólar llegó a los 86,73 yenes, luego de haber descendido a 86,26 yenes, un nivel no visto desde julio de 1995. La libra esterlina se ubicó a US$1,6541, luego de alcanzar un máximo de US$1,6725 durante la jornada de negociación en Asia.

    La noticia sobre la apreciación de al moneda estadounidense tomó por sorpresa a los especuladores que se habían vuelto más optimistas sobre las perspectivas de Dubai y provocó una estampida hacia el seguro refugio del dólar. La tendencia del paso de las acciones al dólar, produjo una caída de los mercados bursátiles europeos el jueves que se repite este viernes.

    A nivel de países, y aunque Japón se mantuvo firme, otros países tomaron agresivas medidas para comprar dólares.

    Según el Journal, Filipinas, Tailandia, Singapur y Corea del Sur parecían estar vendiendo sus divisas el jueves. El Banco Nacional de Suiza intervino para vender dólares cerca del final de la sesión en Asia, aunque el banco central no quiso hacer comentarios.

    Si el euro y el yen se siguen fortaleciendo, por ejemplo, se encarecerá el costo de las exportaciones europeas y asiáticas en los mercados internacionales.

    Algunos países ya han intervenido. Corea del Sur, Taiwán, Filipinas y Tailandia han dado pasos para frenar el alza de sus monedas y tratar de mantener la competitividad de sus exportaciones frente a China cuya divisa, el yuan, está atada al valor del dólar.

    La intervención cada vez más definida de los gobiernos comprando dólares y bonos del Tesoro, busca desatar una nueva escalada en la cotización de la divisa estadounidense que hará más competitivas sus economías en el mercado de exportaciones “dolarizado”.

    La crisis de Dubai y la huida masiva hacia la divisa estadounidense elevando su cotización les puede facilitar la tarea.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: